25-anios-2-2.png
La Línea Piensa
Muestra # 102
Tomás Fracchia
Dibujos 1990/2018
Inauguración7.6
Cierre13.7
Compartir

Tomás Fracchia exhibe una selección antológica de sus dibujos producidos en un lapso de veinte años, y al hacerlo revela que su relación con la disciplina es tanto una manera de inscribirse en el mundo como una declaración de principios, y la evidencia palpable de la plenitud implícita en el acto mismo de dibujar. El universo que describe Fracchia tiene la inmediatez de lo reconocible y cercano, ya sea que se dedique al ámbito doméstico - en interiores o exteriores -, a la intimidad no tan habitual de su propio taller, a la escena callejera, suburbana o rural, o a una singular retratística. A la vez, gracias a una concepción del dibujo basada en el justo equilibrio entre la concentración referencial y un espíritu de superación de la forma visible hacia una sutil transmigración, lo familiar, eso tan común, se convierte en algo único e irrepetible. La amplísima zona de trabajo de Fracchia abarca de un modo bastante determinante lo que podría llamarse “estudio de fisonomías”, la cual incluye, bien a la usanza académica, la suya propia. Entre ellas, Fracchia se entrega a una notable serie de retratos confeccionados en el I-Pad, en un estilo desenvuelto, improvisacional, con una poderosa, vibrante dinámica lineal y una equivalente agilidad y presteza de oficio, imprescindibles para avanzar con la urgencia, la peculiar cualidad en el timing y la irreflexividad a la que este medio tecnológico parece inducir. Con escasos trazos, y los crudos ingresos de planos y islotes de un color aplicado con la especial pictoricidad gráfica de esta nueva herramienta, la mirada sentimental, aunque penetrante y sin concesiones, de Fracchia logra plasmar en cada caso la síntesis temperamental de un carácter, en un registro enormemente sensible que es simultáneamente instantánea de un momento y documento de una individuación.

Eduardo Stupía

Ver Catálogo on line: